Las compras de navidad

Esta mañana, cuando me he levantado me ha asaltado una duda ¿cómo voy a comprar los regalos de Navidad este año? Con las compras online lo tengo muy fácil, no tendré que salir a ningún sitio y podré hacerlo cómodamente desde casa, pero ¿no voy a salir de compras? ¿No voy a  ir a ver los alumbrados de las calles? ¿No voy a ponerme el gorro, la bufanda y los guantes y voy a quedar con amigos para tomar unas cañas después de las compras? Esto es obligatorio en Navidad, de esto no se puede prescindir,  o es posible pasar da las salidas de navidad, de las salidas de compras.

SI que es verdad que si compro en la papeleria online me ahorro las largas colas de los grandes almacenes para adquirir el libro que le voy a regalar a mi hermana y que si compro en las páginas webs de las tiendas me voy a ahorrar mucho tiempo pero ¿quiero hacerlo desde casa? Pues no, yo prefiero salir a la calle y realizar mis compras in situ, como siempre, cara  a cara con la dependienta.
Por supuesto que las compras por internet son geniales y muy practicas, pero en estas fechas apetece salir a reunirte con amigas que van también de compras, esas  salidas que se recuerdan siempre por lo buenos ratos que se pasan, por las buenas horas que se comparten.

Comprar los regalos de Navidad debe de ser algo  bonito y tranquilo y por el contrario a todos nos pasa lo mismo, vamos atrasando el momento de las compras hasta el último momento y acabamos comprando a las prisas el último día, siempre nos pasa igual y todos los años decimos lo mismo, “el año que viene no me va a pasar” “ antes de que llegue Diciembre ya tendré todas las compras” pero seamos sinceros, esto nunca lo hacemos, somos animales de costumbres y hacemos siempre lo contrario a lao que pensamos, es como que nos guasta ir a la carrera un día antes de entregar los regalos, es como que nos sube la adrenalina de pensar que no vamos a encontrar lo que andamos buscando pero que acabaremos comprando algo seguro y estoy seguro que gustará al receptor. Nos la jugamos en el último minuto y siempre salimos bien parados, lo que no sé es si los que reciben los regalos piensan lo mismo.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *