¿ CÓMO HACER UNA BUENA LIMPIEZA DE PIEL ?

Para enseñar un semblante limpio y con perfección hidratado, es recomendable que apliques tu gel limpiador, mas además de esto, es  esencial que efectúes una limpieza de cutis.

Las limpiezas faciales puedes hacértelas en centros de estética especializados,  mas a veces en ocasiones, emplean productos químicos realmente fuertes que pueden llegar a irritar tu piel.

Por esta razón, lo mejor es que efectúes  esta clase  de limpiezas 1 o bien dos veces por año y intentes adecentar limpiar tu  semblante desde casa con productos caseros. Vas a ver de qué  manera refrescas y revitalizas tu piel.

untitled

LIMPIA TU ROSTRO CON PRODUCTOS NATURALES

La limpieza de cutis no es substituta de una adecuada hidratación diaria. Es por esta razón, que vas a deber continuar aplicando tus productos indispensables de belleza para conseguir un semblante más liso y luminoso.

Si  deseas lucir un cutis brillante, prosigue unos pasos básicos de belleza y elabora tus una mascarilla que limpie y fortalezca tu piel. Par una buena limpieza facial complementa tus productos de belleza con antídotos naturales.

1. Limpia tu semblante con una infusión de té o bien manzanilla. Es fácil, sólo deberás introducir una bolsa de infusión sobre una taza con agua hirviendo y dejar que la infusión se temple. Ahora, coge un algodón y empápalo en el agua tibia y extiéndelo por todo tu semblante con pequeños movimientos circulares. Entonces, retira el exceso con agua fría.

Paso 1.-En la mayor parte de géneros de piel se comienza lavando con agua, ya antes de iniciar la aplicación de las cremas limpiadoras.

En primer lugar, el proceso de la limpieza de cutis en casa se debe iniciar usando un producto oleoso (con textura de leche, crema o bien aceite) En tanto de esta manera  se suprime mejor la grasa, esto es las impurezas más gruesas (como los maquillajes, productos cosméticos, sebo, etc). Esta clase de productos no se mezclan con agua.

Después utilizaremos un producto saponáceo (gel, espuma, o bien un tónico o loción que tenga exactamente el mismo efecto) y de esta forma suprimiremos las impurezas más suaves (como polvo, polución, sudor, células fallecidas,…). Este proceso es hidrosoluble, o sea el producto saponáceo lo mezclaremos con el agua.

Paso dos.-Acá usaremos un Peeling enzimático que sería un exfoliante sin gránulos, puesto que esta clase es más suave que los mecánicos. Los Peeling enzimáticos los hay de dos tipos, conforme su procedimiento de aplicación: De los que se vierte una pequeña cantidad en la piel, extendiéndolo de forma circular a lo largo de toda la cara a lo largo de unos minutos y enjuagando mas tarde. O bien los Peeling donde su modo de empleo es extiéndolo por la cara tal y como si de una crema se tratase, los dejamos secar a fin de que se forme como una suerte de película sobre la piel, tal y como si de una máscara se tratare. Y dejas actuar unos minutos.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *