Como hacer introducciones en los textos en Español

Poco a poco los avances en mi español se van notando; estoy feliz con Carlota, mi nueva profesora de Español Avanzado que junto a mis clases para aprender a escribir correctamente me están dando la confianza que necesitaba.

Hoy hemos tocado un tema muy interesante, las introducciones. Las introducciones al igual que las conclusiones son párrafos especialmente difíciles y comprometidos.

A menudo oímos decir que el párrafo introductorio es el que cuesta mayor trabajo, ya sea por la necesidad de superar el obstáculo del “folio en blanco”, ya porque normalmente tiene un contenido importante (indicar el problema, plantear la tesis defendida por quien escribe), ya, finalmente, porque en él el escritor presenta su estilo. 

De forma análoga, la conclusión contiene un último y significativo mensaje que a menudo resume todo el texto. En realidad puede abordarse el primer (y también el último) párrafo cuando el «cuerpo» del escrito está ya concluido. En efecto, la introducción y la conclusión siguen sus propias convenciones, que en parte difieren de las del resto del escrito. 

En estos pequeños artículos quiero describir algunos tipos de introducción y de conclusión. 

El objetivo no es el de convertirnos todos en periodistas, sino más bien el de desarrollar el interés y la atención hacia un tipo de escrito en el que el principio y el final poseen una gran importancia: el inicio de un articulo tiene que resultar atractivo y eficaz, pues de otro modo el lector pasará a otro el final ha de resultar agradable para dejar un buen recuerdo.

Hoy hemos prestado especial atención a tres tipos de introducciones:

Introducción síntesis 

La introducción-síntesis es una de las más frecuentes en todo tipo de texto. En ella se resume el tema o la tesis del escrito, en ocasiones desarrollando el título. 

Este tipo de introducción ofrece la ventaja de dar, de forma rápida, informaciones esenciales sobre el contenido del texto; pero con el defecto de hacerlo previsible, y en ocasiones un poco reiterativo. 

Introducción con anécdota 

Las introducciones que incluyen una anécdota, un hecho, una historia, atraen e implican al lector, siempre muy interesado en hechos concretos y en experiencias individuales.

Introducción con breves afirmaciones

La introducción con breves afirmaciones es típica de un estilo periodístico, fragmentado. Está constituida por frases breves, formadas por pocas palabras y en ocasiones sin verbo. Es sintética y efectiva, pero puede resultar incomprensible si se lee aisladamente. Generalmente se repite y desarrolla a lo largo del párrafo introductorio. La lectura resulta en general fluida y poco trabajosa, en especial si se compara con otros estilos. 

Espero que en los siguientes artículos podamos hablar más acerca de tips y técnicas para escribir mejor en español.